Inteligencia señala al correísmo por difundir rumores de COVID-19

La emergencia del coronavirus no solo movilizó a las autoridades; también activó las redes sociales en contra del Gobierno con la amplificación de mensajes en las cuentas correístas, según un informe reservado de Inteligencia al que tuvo acceso EL UNIVERSO.

El documento gubernamental, de 24 páginas, explica que las cuentas afines a Rafael Correa y la revolución ciudadana se activaron de una manera inusitada desde el domingo 15 de marzo, un día antes de que se declarara el estado de excepción en Ecuador.

 

El viernes pasado, en sus redes sociales, el exmandatario hasta propuso un mecanismo para reemplazar a su sucesor Lenín Moreno y al vicepresidente Otto Sonnenholzner, para enfrentar la emergencia sanitaria. “¡Cuánta falta hace Jorge Glas!”, escribió Correa en ese mensaje.

El informe detalla varias campañas de desinformación desatadas en los últimos días, por ejemplo: especulación sobre el cierre de bancos, rumores de desabastecimiento de víveres y artículos de primera necesidad, exposición de supuestos cadáveres en las calles de Guayaquil, desinformación sobre la cantidad de contagios y fallecimientos por el coronavirus, y una campaña para el cambio de autoridades gubernamentales.

Médicos, policías y militares son los principales blancos de estas campañas, pues buscan afectarlos moralmente, señala el documento.

Ataques desde México

El 50 % de estos mensajes provienen de México, indica el informe. La semana pasada, el Gobierno anunció una investigación al respecto. Cita que entre el 28 de febrero y el 23 de marzo, la cuenta Twitter de Correa ha registrado 300 tuits, unas 900 000 interacciones y más de medio millón de likes.

Con 3,6 millones de seguidores, la cuenta @MashiRafael es considerada influyente en las redes sociales. Sin embargo, el informe muestra cuentas falsas o de bots (sin seguidores y que funcionan automáticamente) que masifican los mensajes del correísmo en redes sociales. El año pasado, Twitter borró más de mil cuentas consideradas falsas y de apoyo a Alianza PAIS.

Además, el informe detalla los nombres de unos 100 grupos de Facebook afines al correato que sirven para amplificar los mensajes, muchos de los cuales provienen de un chat de la red Telegram MashiRafael-Comunidad con 1340 miembros y un canal Rafael Correa con 4915 miembros.

“Estos canales que se encuentran vinculados entre sí comparten noticias falsas, las mismas que son difundidas en las redes sociales de Facebook y Twitter, la principal aspiración de Rafael Correa es generar el caos político en el país, motivando a la destitución del gobierno del presidente Lenín Moreno Garcés”, asegura el informe.

El documento contiene una captura del chat de Telegram en el que aparecen varios políticos cercanos a Correa como los asambleístas Pabel Muñoz, Marcela Holguín y Soledad Buendía (refugiada en México con su esposo); la exministra María Elsa Viteri, el expresidente del Consejo Nacional Electoral Omar Simon y el comunicador Amauri Chamorro, relacionado con empresas de troll centers durante la administración anterior. EL UNIVERSO pidió una entrevista a Holguín y a Muñoz sobre este tema, pero no recibió respuesta.

También aparecen Max Íñiguez Íñiguez, excandidato a la Prefectura de Loja, y la usuaria “Elena Rodríguez Senain”.

Otros nombres son el español Antonio Casals, director de NeuroStrategy y socio de la compañía SalesBrain, una agencia de neuromarketing para persuadir a clientes, así como el argentino Gastón Doueck, socio de Emerging MC de México, que con su marca Illuminati Lab trabajó para la campaña de la reelección de Correa en 2013 y era el nexo con Hacking Team y Ares Rights.

El gobierno de Correa contrató a Hacking Team para espionaje político y a Ares Rights para bajar de la web contenido que afectaba su imagen. Emerging MC recibió $6,7 millones para desprestigiar a opositores de la revolución ciudadana, como Galo Lara.

Supuestos administrados de redes sociales

El documento gubernamental revela los supuestos administradores de los grupos de Facebook y trolls que reproducen información falsa contra el gobierno de Moreno y presenta esquemas de comunicación entre estos y los políticos correístas. El comunicador chileno Patricio Mery Bell aparece como proveedor de los contenidos difundidos en esos grupos.

Al final del documento se analizan ataques directos contra la ministra de Gobierno, María Paula Romo, y el presidente Moreno, en los que se incluyen portales web afines al correísmo, pero también cuentas de Twitter de personas o medios independientes que no son correístas.

El informe fue publicado el lunes pasado por el portal CódigoVidrio, que luego sufrió un ataque cibernético, y la página salió del aire por algunas horas. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *