JM News Portal - шаблон joomla Продвижение

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Es la tercera área protegida más extensa del Ecuador y abarca amplios paisajes naturales.

Posee dos volcanes activos y cuenta con toda la gama vertical de ecosistemas, desde los bosques húmedos tropicales hasta los glaciares. Sus paisajes ofrecen sorprendentes contrastes entre cumbres nevadas y selvas de llanura. Por otra parte, su aislamiento facilita la protección de las especies en peligro de extinción que lo pueblan, como el tapir de montaña y el cóndor de los Andes.

Este hermoso lugar se encuentra situado en la región de la Cordillera Oriental de los Andes en el centro de Ecuador. El parque está dominado por tres volcanes, Tungurahua (5.016 m) y El Altar (5.139 m) al norte-oeste y el Sangay (5230 m) en la sección central del parque. Tungurahua y el Sangay son aún activos. Sangay regularmente expulsa rocas calientes y ceniza volcánica, y las últimas erupciones del Tungurahua violentos ocurridos desde 1916 hasta 1925. El altar tiene una caldera erosionada y glaciares, y se considera extinguido. El parque cuenta con tres paisajes: abanicos aluviales, laderas orientales y los Altos Andes.

 

Características generales

Con una red de más de 324 lagunas, tres volcanes de características escénicas espectaculares el Sangay , el Tungurahua y el Altar, con bastas áreas de bosque montano alto y bajo virtualmente inalteradas, donde sobrevive sin amenazas la danta de altura, hacen del Parque una de las zonas más importantes del Ecuador y del mundo. Investigaciones de campo recientes han confirmado la singularidad ecológica de la zona, y destacan, en su sección norte, los altos niveles de diversidad de especies, mientras que en la sur sobresalen, en cambio, los altos niveles de endemismo. Administrativamente, y dada la extensión y matices que se encuentran en el área, se ha dividido al Parque en dos zonas: la alta, que incluye bellísimos volcanes nevados y valles andinos, cuna de varios ríos que fluyen hacia el oriente creciendo a medida que atraviesan páramos y más abajo, el bosque montano. La zona baja, en cambio, presenta una diversidad de especies que poco a poco, a medida que el terreno pierde altura y avanza hacia el oriente, van componiendo un bosque húmedo tropical. No obstante, la construcción de una carretera que atraviesa el Parque, junto con la posibilidad de apertura para algunos frentes de colonización, especialmente hacia el sur, motivaron a que la misma UNESCO incluya al Sangay en su listado de Parques en Peligro desde 1993.

 

Una vista del Parque Nacional Sangay

Principales ríos y lagos

Los principales ríos de drenaje se encuentran hacia el este en la cuenca amazónica y se caracterizan por variaciones rápidas y dramático en el nivel. Con numerosas cascadas en su trayecto, especialmente en los valles colgados de la zona de glaciares y en el borde oriental de la Cordillera. En el parque se encuentra numerosos lagos, incluyendo la Laguna Pintada, que mide 5 km de longitud.

 

Flora

La riqueza e importancia de la flora del Parque supera las 3 000 especies vegetales entre ellas 586 especies endémicas y cerca de un 45% de estas son orquídeas, que se distribuyen en un amplio rango altitudinal que va desde 1.000 - 4.000 m.s.n.m., abarcando cerca de la mitad de las formaciones vegetales existentes en el país. Entre las plantas que más sobresalen tenemos: el pumamaqui, arrayán, aliso, olivo, cedro, laurel, guayacán, pantza, licopodios, palma ramos, palma real, copales, caoba, chuquiraguas, gencianas, neurolepis, chontaduro, alcanfor, tagua, achupallas, pajonal y una gran variedad de epifitas, musgos, helechos, orquídeas y bromelias.

 

Fauna

En el parque se albergan más de ochenta especies distintas de mamíferos, más de doscientos tipos distintos de aves, aproximadamente treinta especies de anfibios y unos quince reptiles de distinta variedad. Entre las distintas especies que es posible observar al interior del Parque Sangay cabe destacar la musaraña del Azuay y el cuy silvestre. Otros de los animales que es posible encontrar allí son el oso de anteojos, oso hormiguero, mono aullador, jaguar, Puercoespín, lobo de páramo y la nutria gigante. El cóndor es quizás el ave más imponente que es posible observar en Sangay, donde también se verán diferentes especies de pato y la especie conocida como gaviota andina.

 

Patrimonio de la Humanidad

El Parque Nacional Sangay, fue establecido como una Reserva de Vida Silvestre el 16 de junio 1975 bajo Acuerdo Interministerial No. 190. El estatus se cambió a Parque Nacional el 26 de julio de 1979 con Acuerdo Interministerial No. 322. Fue Inscrito en la Lista del Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO en 1983.